23 de Junio. La Torrota de l’Obac

_MG_0874-HDR-Editar-Editar-1 con sello (Medium)

La Torrota de l’Obac (Datos y Leyenda) (Sacado de Internet)

En el extremo norte del término de Terrassa alto de un risco cerca del camino que va de l’Obac en Matadepera está la Torrota de l’Obac. Desde su estratégica posición vislumbra Montserrat, los valles de Rellinars y Vacarisses y la hondonada del torrente de la Xoriguera.
Era un lugar de vigilancia estratégico para prevenir las incursiones sarracenas procedentes del otro lado del río Llobregat. Servía para la vigilancia y también para la transmisión óptica con otras torres. La Torrota está en línea recta entre Montserrat, la torre de Vacarisses y Sant Llorenç del Munt.
La torre es una edificación prerrománica del siglo X. Hacia el año 830 se comenzaron a levantar estas torres que sustituían las torres circulares de madera de la primera generación de la forestación a lo largo del río Llobregat.
La Torrota de l’Obac es de planta cuadrada rectangular de unos 3 metros por 4 m. de lado y unos 6 m. de altura. Las paredes hacen unos 80 cm. de espesor. Formada de dos pisos está condroide con piedra arenisca y mortero de cal. En 1987 se llevó a cabo trabajos de consolidación a cargo del Servicio de Parques de la Diputación de Barcelona. El motivo fue que la torre hasta ese momento se estaba deteriorando con peligro de derrumbarse se. Estaba quebrada por su parte oeste y, la fachada de mediodía presentaba un gran boquete de arriba hacia abajo y la presencia de un arco de medio punto de un ventanal que servía de acceso a la torre. A principios de siglo, según fotografías de la época, esta apertura restaba entera. Las primeras excavaciones arqueológicas en la torre se llevaron a cabo en 1911 a cargo de Pau Gorina.
Hay una leyenda popular referente a un tesoro enterrado en la Torrota de l’Obac, que el padre Joan Solà, escolapio, arqueólogo y naturista recogió en un poema en 1924. Antoni Ferrando, estudioso sobre temas de Sant Llorenç del Munt , lo resumió para hacerlo más comprensible, en su libro “Sant Llorenç del Munt y la Serra de l’Obac y también, Jordi Suades y David Sanz en su”. Historias y leyendas de Sant Llorenç del Munt y l’Obac “
“Una noche de febrero, bajo un terrible temporal de viento y granizo un militar carlista y su asistente que venían del hostal de la Barata con una mula, cargada con más de tres quintales en monedas de oro. Pasaron por el puerto Estrecho y siguiendo la cresta del Pozo de hielo llegaron a la Torrota. Sin que nadie los viera entraron en un túnel que unía la Torrota de l’Obac con el otro torre de Vacarisses. Allí, poniendo a Dios por testigo, escondieron todo el tesoro que llevaban prometiendo no revelar nunca el secreto. Pero al día siguiente por la mañana, de regreso hacia la Barata, unos soldados escondidos al pie del camino real los pillaron, siendo fusilado inmediatamente el militar de mayor graduación. El asistente fue llevado cerca a Ceuta. Allí encerrado en la celda, le fueron pasando los años hasta que, perdidas las esperanzas y viendo que se le acercaba la muerte, el asistente contó su secreto a un presidiario hijo de Terrassa llamado “la Nariz Ratat”, que era un conocido ratero. Cuando acabó su condena y por fin se vio libre “el Nas Ratat” volvió a Cataluña con la idea de conseguir el oro de la Torrota. Una vez llegado a Terrassa, fue a buscar un antiguo amigo suyo que tenía por nombre “el Guixé” para que la ayudara a buscar el tesoro. De esta manera ambos se fueron a la Obac y empezaron a buscar en el lugar que les había indicado el pobre asistente ;: pero desgraciadamente para ellos no consiguieron encontrar nada, hasta que cansados ​​y desilusionados abandonaron la idea del tesoro y se volvieron definitivamente a Terrassa.
Sin embargo, “el Nas Ratat” y “el Guixé” no fueron los únicos buscadores del oro de la Torrota, sino que también otras personas fueron víctimas de la obsesión producida por el fantasmagórico tesoro. Algunos dicen que el tesoro sigue intacto en algún lugar de la Torrota. Y para encontrarlo, hay que ir a tren de amanecer y levantar la trampilla que el Nas Ratat y el Guixé no vieron. Los primero rayos de sol harán brillar entonces todas las monedas de oro que aún allí hay escondidas.
También están los comentarios fantasiosos que dicen que el tesoro fue por fin descubierto y que éste sería el origen de la fortuna de una conocida familia de fabricantes terrasenses. Así fue relatado por el sr. Josep M. Faura y Obac, propietario de la casa del Obac, a Antoni Ferrando, autor del libro “Sant Llorenç del Munt y la Serra de l’Obac”

14 de Febrero. San Valentin

Para celebrar este día he ido al teatro, en la mejor de las compañías…. A ver “Agència Matrimonial 7 d’Amor”. La verdad es que ha sido muy divertido y Maria Eugènia Casanovas, que es la actriz única sobre el escenario lo ha llenado de risas, de espontaneidad, de improvisación…. Os la recomiendo totalmente. Podéis verla todavía si vais al Teatreneu. Hoy la foto no será mía, sino sacada de Internet para recomendaros el espectáculo….

898855379cartellhq

Si queréis saber horarios o precios visitar la pagina del Teatreneu, en pleno Barrio de Gracia. Ya sólo un paseo por la zona lo vale
http://www.teatreneu.com/e-493/AGENCIA-MATRIMONIAL-7D-AMOR

19 de Diciembre. Colirrojo Tizón, Cotxa fumada, “Phoenicurus ochruros”

_mg_0549-editar-1-large

Colirrojo Tizón, Cotxa fumada, “Phoenicurus ochruros” (Datos de SEO/BirdLife)

Pequeño pájaro de color pardo oscuro o negro y característica cola roja, atributo del que proviene su nombre popular. Ampliamente extendido por el centro y el sur de Europa, en España resulta relativamente común en la mitad norte y más escaso en la mitad sur, donde aparece acantonado en zonas de montaña. Se encuentra asociado a roquedos y terrenos despejados, secos y pedregosos. Muestra cierto grado de antropofilia, ocupando diversos tipos de construcciones humanas en entornos urbanos y rurales.
Clasificación
Orden Passeriformes; familia Turdidae
Longitud
14-15 cm
Envergadura
23-26 cm
Identificación
Ave de pequeño tamaño y diseño peculiar, con obispillo y cola de característico color rojo. El macho presenta el pecho y la cara de color negro azabache, y el resto del cuerpo oscuro, con una mancha blanca en las alas. Las hembras y los jóvenes son pardogrisáceos. Muy terrestre, acostumbra a posarse con figura erguida mientras agita su cola roja. Tiene vuelo amariposado, con batido rápido de alas.
Canto
Característico e inconfundible, es muy sonoro y audible. Comienza con unos silbidos cortos, unas notas repetidas, y sigue con un peculiar y áspero carraspeo metálico que termina con una estrofa atropellada y rápida.
Dónde vive
En el mundo
Presenta una distribución extensa y continuada por latitudes medias de Europa, el norte de África, Oriente Próximo y Asia central. Se reconocen varias subespecies, cinco de ellas registradas en Europa.
En España
La especie se distribuye de forma continua por toda la mitad norte, donde falta en la depresión del Ebro. En la mitad sur está asociada a regiones montañosas. Se halla ausente de Baleares y Canarias. En España se encuentran las subespecies gibraltarensis, que ocupa el tercio norte peninsular y tiene el dorso gris, y aterrimus, restringida al centro y al sur, con tonalidades más negras.
Desplazamientos
Las poblaciones ibéricas son sedentarias o parcialmente migratorias, desplazándose en invierno a localidades del sur peninsular. Las poblaciones centroeuropeas localizan sus áreas de invernada en el entorno mediterráneo, incluyendo Iberia y el norte de África. El paso prenupcial se detecta entre febrero y abril, mientras que el posnupcial tiene lugar en octubre y noviembre.
Población
En Europa se estima una población de 2,7-6,5 millones de parejas. En España es un ave común y se calcula que hay entre medio millón y casi un millón de parejas (Atlas de las aves reproductoras de España, 2003), con las poblaciones más numerosas en el noroeste peninsular (León, Zamora, Lugo…). Sus tendencias poblacionales son positivas, como muestran los resultados del programa SACRE en la última década.
Hábitat
Especie típicamente rupícola, gusta de ambientes secos y soleados, con vegetación escasa y abundantes roquedos. También es común en zonas urbanas y pueblos, donde frecuenta tejados, vallados de piedra, canteras, etc. Está presente desde el nivel del mar hasta los 3.300 metros de altitud
que alcanza en Sierra Nevada. Las mayores densidades se registran en zonas deforestadas de montaña, como landas con piornales, enebrales y
aulagares, así como en pinares aclarados con roquedos en zonas alpinas del Pirineo.
Alimentación
Su dieta se basa en el consumo de invertebrados de pequeño y mediano tamaño, y, en menor medida, de semillas y bayas.
Reproducción
El periodo reproductor se extiende de abril a julio, y puede realizar dos puestas anuales. El nido consiste en una pequeña copa de ramitas y hojas, tapizado de briznas de hierba y musgo, que se sitúa en oquedades o repisas de cantiles o muros. La puesta consta de dos a ocho huevos, de pequeño tamaño y color blanquecino, que incuba la hembra durante 13-17 días. Los pollos, alimentados por ambos progenitores, son volanderos a los 12-19 días.