14 de Mayo. Recreación

Parte de la decoración de uno de los refugios antiaéreos restaurados en el Momorial del Ejercito Popular en Pujalt

_MG_9887_88_89_90_91_92_93-1 con sello

Anuncios

12 de Mayo. Memorial del Ejército Popular de Pujalt

El pasado jueves, y dentro del trabajo de documentación que vamos haciendo para el documental Tinta, els bombardejos de la por, fuimos a Pujalt. A visitar el Memorial del Ejército Popular, un campamento de reorganización y prácticas que se construyó en ese pequeño pueblecito del Anoia. Nos recibió e hizo de atentísima guía Anna Eschoriuela. Luego vino el alcalde del pueblo e impulsor desde hace años de la recuperación de ese campo, Antoni de Solà acompañado de Ramon Martinez de cal Franquesa, dueño de varios de los terrenos donde está ubicado y narrador de unas cuantas anécdotas ocurridas con su familia en muchos de los hechos durante la guerra civil. Más tarde tuvimos la suerte de conocer también al encargado de las reconstrucciones Pere Tardà. Fue un placer recorrer esos lugares, conocer historia, anécdotas singulares acompañados de gente tan bien informada y con ganas de compartirlo y fomentarlo…. Por cierto el 26 de Mayo como conmemoración de  los 80 años de la construcción del campo, se inaugurará una reconstrucción nueva en el campo, y se harán unas representaciones teatralizadas de varios acontecimientos de los más representativos de la historia del pueblo.
Tan sólo agradecer a todos el tiempo que nos regalaron, el escuchar las dos versiones existentes (la amorosa y la estratégica) del porqué ese cuartel se construyó allí, el que nos presentaran a personajes como Manuel López, uno de los soldados que estuvo en ese campo, o Buenaventura Franquesa Motet que con su grave enfermedad consiguió salvar un retablo precioso que iban a quemar. Nuestra vida se enriquece al conocer toda nuestra historia, sobre todo esa que por muchos y variados motivos no está en los libros. Gracias, muchas gracias

_MG_9841_2_3-1 con sello (Large)

Memorial del Ejército Popular (Datos sacados de Internet)
Primavera de 1938. La Guerra Civil española (1936-1939) llega a su término. Franco ha llegado al mar Mediterráneo por Vinarós y Alcanar, y ha provocado la división en dos del territorio republicano, con lo que hunde el frente de Aragón. El Gobierno de la Segunda República, con el firme y desesperado propósito de defender el territorio catalán, promueve una amplia y profunda reorganización de las unidades militares presentes en Cataluña.
Durante la primavera de 1938 llegan a Pujalt contingentes del XVIII Cuerpo del Ejército para crear la base de instrucción de este Cuerpo del Ejército Popular. La base de instrucción se planifica como una instalación militar de nueva planta con el soporte logístico y organizativo que ofrece el pueblo de Pujalt, que en ese momento disponía de energía eléctrica, teléfono, edificios para ser utilizados inmediatamente, etc. La elección de este emplazamiento también se debe a la proximidad de agua y a la buena vía de comunicación que ofrecía la carretera de Cervera a Calaf. Pujalt quedaba a medio camino entre el frente (60 km) y las grandes ciudades de la retaguardia catalana.
Las instalaciones musealizadas de lo que fue el campo de entrenamiento del XVIII Cuerpo del Ejército Popular de la República en Pujalt se pueden recorrer a través de un itinerario por el bosque, en un paisaje magnífico que enmarca un mundo lleno de emociones intensas, de añoranza de la familia, de cartas a los padres, a los hermanos o a las prometidas, único y escaso contacto, muchas veces, con aquello que había sido la vida de muchos jóvenes, la desazón, el temor a lo desconocido, la guerra, la épica de luchar por unos ideales, por la libertad, por la República… Muchos sentimientos y muchas emociones.
Al visitar las instalaciones del campamento se puede descubrir todo este mundo silencioso, desaparecido durante muchos años, que entre todos debemos mantener como memoria viva de lo que sucedió y que no volveremos a revivir jamás.
Un homenaje a todos los hombres y a todas las mujeres, niños y niñas que vivieron y padecieron esos momentos tan trágicos de nuestra historia.